AVISO: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración de su navegador u obtener más información aquí.

lainformacion.com

domingo, 23/11/14 - 00: 40 h

cultura (general)

La cultura española torea a la crisis en Corea del Sur

lainformacion.com

viernes, 18/01/13 - 11:47

[ ]

Seúl, 18 ene (EFE).- Ajena a estos tiempos de crisis, la cultura española florece en Corea del Sur a través de proyectos innovadores como SOMOS, el nuevo centro neurálgico del lenguaje y las artes para los cada vez más numerosos amantes de la "eñe" en Seúl.

La cultura española torea a la crisis en Corea del Sur

Seúl, 18 ene (EFE).- Ajena a estos tiempos de crisis, la cultura española florece en Corea del Sur a través de proyectos innovadores como SOMOS, el nuevo centro neurálgico del lenguaje y las artes para los cada vez más numerosos amantes de la "eñe" en Seúl.

Paredes, sillas y mesas de colores ambientan una sala diáfana de 190 metros cuadrados presidida por una amplia barra y, sobre ella, la suculenta pata de jamón que dos coreanas examinan confusas mientras suena de fondo un tema del grupo barcelonés de rock Estopa.

Mientras jarras de cerveza y sangría, empanadillas y platos de paella calman la sed, el hambre y la curiosidad de los clientes, tres aplicados estudiantes reciben su clase de español en un aula separada por cristales del espacio principal. Es SOMOS, situado en el concurrido barrio universitario de Sinchon, en pleno centro de la capital surcoreana.

"SOMOS es un proyecto cultural para divulgar la cultura latina y española a través del máximo de elementos posibles, desde clases de español y comida hasta música, sesiones de cine y clases de salsa", indica a Efe el catalán Miquel González, de 26 años y padre de esta iniciativa junto al mexicano Javi Maldonado, de 28.

El local, que desde su apertura en noviembre ya acumula 2.000 seguidores en Facebook, también ha multiplicado sus visitas físicas, tanto de surcoreanos interesados en España y Latinoamérica como de expatriados que buscan el sabor, el olor y el ritmo de casa en este reducto de la agitada Seúl.

"Vengo todas las semanas para estudiar español y también para ver vídeos musicales", comenta en un aceptable castellano Chung In-jeon, administrativa de 33 años que, entre risas, define como "toros, sol y mucha fiesta" el concepto de los jóvenes surcoreanos sobre España.

El año pasado unos 100.000 turistas de Corea del Sur viajaron a España, diez veces más que en 2002, y el pabellón español en la Expo Internacional de Yeosu fue uno de los más visitados con más de 700.000 entradas, datos que reflejan el creciente interés en el país que ocupa el otro extremo del mapa euroasiático.

El cónsul de España en Seúl y encargado de asuntos culturales, Jorge Mijangos, relata que el flamenco y la gastronomía ibérica -la paella goza de cierta popularidad en este país- cautivan cada vez más a los surcoreanos aunque, subraya, "nuestro activo más importante aquí es el idioma".

El examen oficial de español DELE superó en 2012 las 2.500 inscripciones -unas 400 más que el año anterior- en Corea del Sur, donde la fiebre educativa empuja a los estudiantes a profundizar en una tercera lengua además de coreano e inglés.

Muchos padres ven como una apuesta de futuro formar a sus hijos en este idioma usado por 500 millones de personas en más de 20 países, muchos de ellos economías emergentes en las que han puesto su ojo inversor los grandes conglomerados que mueven la cuarta economía de Asia, desde Samsung hasta Hyundai o LG.

Otro activo español en auge es, según el cónsul, el Camino de Santiago, convertido en "uno de los grandes atractivos" entre los surcoreanos, que curiosamente en enero de 2012 sumaron el mayor número de peregrinos por nacionalidades a pesar de los 10.000 kilómetros de distancia que les separan del lugar.

El poder del boca a oreja e internet, la pasión por el senderismo en Corea del Sur y sus más de cinco millones de católicos explican la nueva afición de los surcoreanos por la Ruta Jacobea, estimulada en tiempos recientes con iniciativas de promoción de la Embajada española.

Sin embargo, la crisis ajusta los presupuestos al máximo, por lo que "tenemos que aprovechar los frutos cosechados en el pasado y ser más imaginativos", asegura a Efe el cónsul español, que prepara varios proyectos culturales para 2013 con la mitad de presupuesto que hace dos años.

En el caso de SOMOS, Miquel lamenta que su innovador punto de encuentro de la cultura hispana en Seúl no haya recibido un solo euro en subvenciones. "Sabemos que la situación económica de España no es fácil", admite con gesto de comprensión.

Atahualpa Amerise

(Agencia EFE)

Destacamos

Suscríbete al boletín de la información

La mejor información a diario en tu correo.

Lo más visto en Cultura

Secciones

Sobre nosotros

Siguenos también en: Facebook Twitter Flickr Google News YouTube

iplabel