AVISO: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración de su navegador u obtener más información aquí.

lainformacion.com

martes, 21/10/14 - 21: 18 h

videojuegos

En prisión acusados de terrorismo tras amenazar con provocar una masacre durante una partida a un videojuego online

Roberto Arnaz

jueves, 04/07/13 - 14:03

[ ]
  • Justin Carter y Josh Pillault, ambos de 19 años, afirmaron que provocarían sendas matanza en centros educativos, por lo que se enfrentan a penas de hasta 10 años por terrorismo.

  • Sus familias defienden que sus amenazas fueron fruto de “un calentón” y que eran “en broma”.   

 

Justin Carter, en una fotografía previa a su encarcelación

Justin Carter y Josh Pillault no se conocen, pero tienen muchas cosas en común. Tienen 19 años, son estadounidenses y acaban de terminar la educación secundaria. Además, son apasionados de los videojuegos on line. Pero ahí no acaban las coincidencias: ambos llevan meses encarcelados a la espera de juicio acusados de terrorismo por unas presuntas amenazas realizadas a otros jugadores.

Pillault fue detenido el pasado mes de octubre. Durante una intensa partida al videojuego de rol fantástico ‘Runnerscape’, entabló una discusión con uno de sus rivales, que le ridiculizó y le pidió que se suicidara.

El adolescente no se lo tomó demasiado bien. En medio del ‘calentón’, contestó en el chat del videojuego que se quitaría la vida, pero que no lo haría solo sino que provocaría “una matanza en el instituto al estilo de la de Columbine”.

La respuesta del otro jugador no tardó en aparecer en su pantalla: “Knock, knock!”, expresión que simbolizaba la llamada de la policía a la puerta de su casa. Aquel desconocido había grabado las amenazas y las había denunciado a las autoridades.

El FBI apenas tardó un par de días en presentarse en su domicilio y llevarse a Pillault detenido. Los agentes federales se lo llevaron bajo custodia a pesar de que en el registro de su casa no se encontró indicio alguno de un posible ataque.

Además, los expertos que han examinado al adolescente concluyen que “no se haría daño a sí mismo ni a ninguna otra persona”, según ha explicado su madre al diario digital ‘The Daily Caller’.

Pese a todo, el joven lleva ocho meses privado de libertad por su comentario. Y eso no es lo peor: se enfrenta a una posible pena de hasta 10 años de cárcel y una multa de 250.000 dólares.

Todo era una broma

La familia de Josh Pillault espera que su abogado sea capaz de convencer al juez de que la amenaza tenía un carácter “exagerado y sarcástico”, y que el adolescente no supone un peligro real. Esa misma estrategia es la que aplicar la defensa de Justin Carter, otro joven estadounidense en problemas por hablar de más durante una partida en red al juego ‘League of Legends’.

Carter lleva encarcelado desde que el pasado mes de febrero tras asegurar que iba a “disparar contra un jardín de infancia para ver cómo llueve la sangre de los inocentes y comerme el corazón palpitante de uno de ellos” después de que otro jugador le dijese que estaba “loco”.

Jack Carter, padre del joven, defiende que su hijo agregó al comentario las siglas ‘LOL’ –que en el argot e internet significan una carcajada– y ‘J/K’, que quieren decir “sólo bromeaba”. Tras casi cinco meses ‘a la sombra’, esta misma semana Carter sabrá deberá pasar los próximos ocho años entre rejas o si el juez se cree que “todo fue una broma”.

Roberto Arnaz

Responsable de Actualidad y Portada

Destacamos

Suscríbete al boletín de la información

La mejor información a diario en tu correo.

Lo más visto en Cultura

Secciones

Sobre nosotros

Siguenos también en: Facebook Twitter Flickr Google News YouTube

iplabel