Un médico filipino ve signos prematuros de Parkinson en Pacquiao


  • Rústico Jiménez, presidente de la Asociación de Hospitales Privados de Filipinas, ha asegurado que "quizá es tiempo de que Pacquiao se retire"

  • Algunos médicos que han revisado al boxeador filipino aseguran que su actual estado de salud no se debe a la brutal derecha que le propinó Márquez

Márquez manda a Paquiao a la lona

Márquez manda a Paquiao a la lona

Tras caer sobre la lona en la 'batalla definitiva' que le enfrentó a Juan Manuel Márquez, el filipino Manny Pacquiao podría sufrir graves trastornos que le obliguen a retirarse de los rings. Así al menos lo ha expresado Rústico Jiménez, presidente de la Asociación de Hospitales Privados de Filipinas, después de haber examinado el estado de 'Pacman' en su regreso a Manila.

Este neurólogo no ha dudado a la hora de aconsejar a Pacquiao la retirada de los cuadriláteros: "Si me piden mi opinión, quizá es tiempo de que nuestro héroe nacional se retire". Al parecer, en las pruebas realizadas al púgil a su regreso de Las Vegas donde cayó en su cuarto combate con 'Dinamita' Márquez, Rústico Jiménez asegura que "aunque todavía mantiene los reflejos muy rápidos, he notado recientemente, y es solo mi punto de vista, que hay signos tempranos de Parkinson".

Algunos médicos que han revisado al boxeador filipino aseguran que su actual estado de salud no se debe a la brutal derecha que le propinó Márquez y que le mandó a la lona. "Puedes ver los síntomas en el movimiento de las manos, normalmente es en esa parte del cuerpo donde lo notas y no inmediatamente en la cabeza, donde puedes darte cuenta por los pequeños tics. No digo que esté cerca, pero veo que hay algunos signos prematuros", afirmó Rústico Jiménez.

La Comisión Atlética de Nevada determinó que el 'Pacman' debería mantenerse alejado de los cuadriláteros al menos durante 120 días tras lo ocurrido en el MGM Grand de Las Vegas. De hecho, el promotor de sus combates con Márquez, Bob Arum, garantizó que antes de pactar cualquier otro compromiso para el filipino obligaría a Manny Pacquiao a realizarse minuciosos exámenes médicos en el Centro de Salud Mental Lou Ruvo de Las Vegas para evitar cualquier problema futuro.