AVISO: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración de su navegador u obtener más información aquí.

Miércoles, 10/02/16 - 01:44 h

Unión de rugby (rugby 15)

Seis Naciones 2013: las claves para entender el torneo de rugby más legendario

José Luis Avilés

Viernes, 01 de febrero del 2013 - 20:19

[ 0 ]
  • Fieles a la tradición, los mejores equipos nacionales del hemisferio norte se citan un año más en la competición más legendaria del planeta rugby
  • Nacida como secuela de la Calcuta Cup disputada en 1878, acabó por incluir a Francia e Italia en la nómina de las escuadras con opción al título
  • Dan Biggar, el cerebro del XV del Dragón
    Dan Biggar, el cerebro del XV del Dragón
    El joven apertura de 23 años reemplazará a Rhys Priestland en la medular del juego galés. Ante Samoa ya exhibió buena parte de sus recursos y, cuando él abandonó el campo a causa de una lesión, fue cuando los rocosos jugadores del hemisferio sur acabaron por imponer su autoridad.

    Ver imagen en tamaño completo

  • Sam Warburton, el capitán galés buscará resarcirse
    Sam Warburton, el capitán galés buscará resarcirse
    Tras dejar a los suyos con un hombre menos en la semifinal del Mundial de 2011 ante Francia por un placaje alto sobre Vicent Clerc, el capitán del XV del Dragón tratará por todos los medios de guiar a los galeses hacía la reconquista del cetro del rugby norteño.

    Ver imagen en tamaño completo

  • Owen Farrell, el cerebro del XV de la Rosa
    Owen Farrell, el cerebro del XV de la Rosa
    El jovencísimo apertura de los Saracens será el encargado de dar vida el juego inglés. Finalista en el premio a mejor jugador que cada año otorga la International Rugby Board, por sus manos pasarán las opciones de Inglaterra en este Seis Naciones.  

    Ver imagen en tamaño completo

  • Chris Robshaw
    Chris Robshaw
    El capitán que con su oficio y entrega en cada encuentro demuestra a todos sus compañeros que no hay que dar por perdido ni un solo balón. Pese a ser cuestionado por alguna decisión errónea en partidos clave, Robshaw demostrará a todos su madurez sobre el césped.

    Ver imagen en tamaño completo

  • Joe Launchbury, el canalla con cara de niño
    Joe Launchbury, el canalla con cara de niño
    Pese a que en rugby resulta imposible atribuir una victoria a un solo jugador, lo cierto es que la labor en la sala de máquinas de Joe Launchbury ante los All Blacks fue encomiable. Presente en todos los puntos de encuentro anuló las ocasiones de ataque de la temida línea neozelandesa.

    Ver imagen en tamaño completo

  • Jonathan Sexton, la válvula del XV del Trébol
    Jonathan Sexton, la válvula del XV del Trébol
    Cuando parece que Irlanda se encuentra encallada, la presencia de Sexton se puede tornar vital para las opciones de los del Trébol. Con su buen golpeo con el pie puede sumar una buena cantidad de puntos y poner el partido de cara a los suyos.  

    Ver imagen en tamaño completo

  • Brian O'Driscoll, el espíritu de la escuadra verde
    Brian O'Driscoll, el espíritu de la escuadra verde
    Con tan solo escuchar el 'In BoD we trust' ("En Brian O'Driscoll nosotros creemos") que tan a menudo recita la parroquia irlandesa, uno puede llegar a entender la importancia que este jugador tiene para el XV del Trébol. Sin duda alguna, saber que será el último torneo que dispute con la camiseta verde dará alas a sus compañeros para ir a por todas.

    Ver imagen en tamaño completo

  • Frederic Michalak, el hijo pródigo regresa a casa
    Frederic Michalak, el hijo pródigo regresa a casa
    Tras su periplo por el hemisferio sur, Michalak regresa para hacerse con la batuta que gentilmente le ha ofrecido Philippe Saint-André. Por las manos del genio francés pasarán las opciones del XV del Gallo para arrebatar el cetro a los británicos.

    Ver imagen en tamaño completo

  • Thierry Dusautoir, el regreso del capitán galo
    Thierry Dusautoir, el regreso del capitán galo
    Coraje, entrega, pundonor... Muchas de las características que ha de tener todo gran capitan de un equipo de rugby residen en la figura de Thierry Dusautoir. Tras su ausencia en los test de noviembre por una lesión en su rodilla, el capitán galo vuelve a retomar su puesto en la tercera línea del XV del Gallo.

    Ver imagen en tamaño completo

  • Sergio Parisse, la historia viva del rugby italiano
    Sergio Parisse, la historia viva del rugby italiano
    El capitán italiano de origen argentino será el encargado de encabezar a una 'squadra azzurra' que se enfrenta, no solo a británicos y franceses, sino a su propia historia.

    Ver imagen en tamaño completo

  • Luciano Orquera, la astucia de un bandido
    Luciano Orquera, la astucia de un bandido
    Al igual que el capitán de la 'squadra azzurra', el apertura de origen argentino representa la historia viva del rugby italiano. Con grandes recursos, más allá del siempre recurrente golpeo a palos del número diez, Orquera deberá inventar y arriesgar sobre el césped para mantener la convicción ganadora que el francés Jacques Brunel ha inculcado a los transalpinos.

    Ver imagen en tamaño completo

  • Tim Visser, la bala que guarda en la recámara del XV del Cardo
    Tim Visser, la bala que guarda en la recámara del XV del Cardo
    Como ya demostrase ante los All Blacks en Edimburgo, este ala de origen holandés es el arma secreta que guarda el seleccionador escocés, Scott Johnson. Visser tratará de completar con sus contundentes carreras los ataques del XV del Cardo para alejar a los suyos de la siempre temida 'Cuchara de madera'.

    Ver imagen en tamaño completo

  • Richie Gray, el pilar que sustenta a Escocia
    Richie Gray, el pilar que sustenta a Escocia
    Desde la segunda línea, Richie Gray tratará de dar consistencia a un desangelado XV del Cardo, que en sus poderosas internadas puede encontrar una vía por la que descoser la defensa rival.  

    Ver imagen en tamaño completo

Fieles a la tradición, los mejores equipos nacionales del hemisferio norte se citan un año más en la competición más legendaria del planeta rugby. Vuelve el Seis Naciones. El torneo,  que reúne a País de Gales, Inglaterra, Francia, Irlanda, Italia y Escocia, cada febrero se viste con sus mejores galas para alcanzar la supremacía del rugby norteño.

Nacida como secuela de la Calcuta Cup disputada en 1878, la competición de rugby más antigua del mundo, el torneo que en un principio medía a los cuatros equipos británicos creadores del deporte, acabó por permitir a Francia e Italia sumarse a la fiesta.

Ahora, las escuadras que en su día acudieron como invitadas, han robado parte del protagonismo a los padres de la disciplina. Sin ir más lejos, el XV del Gallo francés ya ha conseguido rebasar a Escocia en el ranking de títulos ganados e Italia, con Jacques Brunel a los mandos de la 'squadra azzurri', tiene en mente acometer el asalto al cetro en los próximos cinco años.

Gales tendrá que sobrevivir en un mar de dudas

El vigente campeón del torneo aterriza en esta nueva edición asediado por las dudas. Aquel XV del Dragón de la década de los sesenta que arrollaba a sus rivales dejó una profunda huella en una nación para la que el rugby es seña de su identidad nacional.

Una huella que pesa, y mucho, en un combinado que tras conquistar el pasado Seis Naciones entró en una dinámica negativa, que culminó con la derrota ante Samoa el pasado 16 de noviembre en el Millenium Stadium, corazón del rugby galés. Tras el enorme descalabro, Rob Howley, interino en el banquillo del XV del Dragón, tendrá que devolver a la primera línea del rugby mundial a uno de los equipos que en el pasado Mundial de 2011 llegó a Nueva Zelanda con el cartel de favorito para tratar de acabar con los todopoderosos combinados del hemisferio sur.

Con algunas bajas significativas en sus líneas, Howley podrá contar con uno de los rostros más conocidos como es Adam 'El Oso' Jones. En la creación del juego galés habrá que prestar atención a la imaginativa mano del joven apertura de 23 años Dan Biggar, que tan buenas sensaciones dejó a la parroquia local en la derrota ante Samoa. Veremos si la renovación que supone la llegada de aire fresco a la medular para dar salida al ya oxidado Rhys Priestland da sus frutos y el factor sorpresa permite a Gales renovar su título mundial.

Inglaterra, la rosa que ha vuelto a florecer

La memoria de los aficionados ingleses apenas si retiene algo de los resultados negativos ante Australia y Sudáfrica en los pasados test de noviembre. La victoria ante los All Blacks (28-21)  el pasado 1 de diciembre en Twickenham hizo florecer a un nuevo XV de la Rosa. Ese triunfo, unido a la idea de que a lo largo de la historia tan solo cinco equipos han sido capaces de vencer al combinado nacional de Nueva Zelanda,  permite asignar el papel de favorito a Inglaterra.

El proyecto liderado por Stuart Lancaster, con sus miras puestas en la Copa del Mundo que se disputará en 2015 en tierras inglesas, parece que empieza a dar sus primeros frutos. Tras el desliz de algunos de sus jugadores con el alcohol en el pasado mundial de 2011, Lancaster apostó por un equipo joven y renovado en el que, con tan solo cuatro jugadores con más de veinte internacionalidades a sus espaldas, consiguió un meritorio segundo puesto en el Seis Naciones 2012.

El XV de la Rosa comandado en la medular por el apertura Owen Farrell, uno de los cuatro candidatos a alzarse con el premio al mejor jugador  del año, volverá a aferrarse a su guerrera delantera. La experimentada primera línea que ha dispuesto Lancaster y la joven segunda línea de la melé se tornarán determinantes en un torneo que, con tan solo cinco partidos, obliga a los equipos a apostar por su mejor artillería desde el minuto uno.

Irlanda, el espíritu del trébol nos podría sorprender

Hacer una predicción de lo que puede o no puede ser capaz de ofrecer el XV del Trébol siempre resulta arriesgado. Los 'guerreros de verde' tienen por costumbre sorprender y, como ya sucediese en los partidos de la 'ventana de otoño', pese a albergar ciertas dudas tras caer ante Sudáfrica en el Aviva Stadium de Dublín (12-16), se redimieron ante la Argentina de Santiago Phelan (46-24).

El comandante Declan Kidney tendrá que conseguir que sus chicos se embriaguen del espíritu irlandés para trasladar al panorama internacional la hegemonía que sus clubes han impuesto en el viejo continente. Para ello contará con la presencia del eterno centro Brian O'Driscoll que, ante la que previsiblemente sea su última participación en el torneo, seguro dará a sus compañeros el aliento anímico necesario para reflotar en aquellos momentos más complicados.

Junto a 'BoD', el estado de gracia en que se haya Jonathan Sexton será de vital importancia para hacer olvidar la ausencia de otro de los pesos pesados del equipo, el ala Tommy Bowe.

Francia, los 'gallos' de Saint-André quieren pelea

Los galos se incorporaron a la competición en 1947,  pese a los recelos que levantaron entre el resto de los británicos por la conciencia y profesionalización que del rugby existía en tierras continentales. Y si bien al principio los padres de la disciplina cabalgaron a su antojo por los estadios franceses, poco tardó el XV del Gallo en hacerse con parte del protagonismo, pues en 1959 conquistó su primer cetro.

Ahora, con Philippe Saint-André a los mandos del navío galo, el XV del Gallo parece haber encontrado el juego en que la eficacia se baña con cierta dosis de champán. Lejos de aquel 'rugby champán' que tanto hizo disfrutar al mundo del rugby, las filigranas han dejado paso al juego directo, sin otra meta que posar el oval en la zona de marca rival.

Tras la convulsa etapa de Marc Lièvremont en el banquillo, Saint-André ha vuelto a dar la convicción necesaria a un equipo atestado de grandes jugadores. Con la vuelta del genio Frederic Michalak a la medular del equipo, los galos tratarán de prolongar la gran racha de resultados cosechados en los test de noviembre, donde impusieron su autoridad ante Argentina, Australia y Samoa, para mejorar el cuarto puesto cosechado en el pasado Seis Naciones.

Italia quiere dar un paso al frente

Aquellos tiempos en que los equipos viajaban a Italia a disfrutar de algunos días de sol y tranquilidad en la ciudad de Roma parecen haber llegado a su fin. Al menos esa es la idea con la que el nuevo seleccionador, el francés Jacques Brunel, inicia su andadura al frente del combinado transalpino en este Seis Naciones.

Al margen del principal objetivo con que la 'squadra azzuri' afrontaba el inicio de la competición, que no era otro que evitar acabar en última posición con la 'Cuchara de madera' bajo el brazo, Brunel quiere transmitir a los suyos la convicción de que pueden marcar un antes y un después en la historia de su rugby.

En los pasados test de noviembre ya pusieron contra las cuerdas a Australia (19-22) y resistió, más de lo que cabría esperar de una selección de su nivel, ante la todopoderosa Nueva Zelanda (10-42), más allá de lo que el marcador acabó por reflejar. Con el mismo coraje y un equipo que combina la rudeza de Martin Castrogiovanni, la garra de Sergio Parisse y la astucia de Luciano Orquera, veremos de que son capaces los 'azzurros'.

Escocia o cómo levantarse cuando todo parece en contra

No son buenos tiempos para el XV del Cardo. Tras acabar la pasada edición del Seis Naciones en la última posición, los de Andy Robinson no consiguieron remontar el vuelo a lo largo del año y los test de noviembre acabaron por colmar la paciencia de los escoceses. La derrota ante Tonga (15-21) en Aberdeen supuso la despedida de Robinson que dejó paso en el banquillo al australiano Scott Johnson.

Con una ardua tarea ante sí, Johnson tendrá que reflotar a una escuadra que no celebra un título desde 1999 y que ha acabado a la cola de los británicos, siendo la única selección que no ha conquistado un Seis Naciones en el siglo en que nos encontramos. Y es que, desde que Italia iniciase su andadura entre los mejores combinados del hemisferio norte, Escocia se ha encontrado con una piedra en su camino que le impide avanzar.

Ahora, con diez caras desconocidas para la parroquia local en la primera lista oficial de Johnson, los del XV del Cardo tendrán que aunar todas sus fuerzas para volver a estar entre los diez mejores combinados del planeta rugby.

Únete a nuestros seguidores

Suscríbete al boletín de la información

La mejor información a diario en tu correo.

Lo más visto

Secciones

Sobre nosotros

Siguenos también en: Facebook Twitter