AVISO: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración de su navegador u obtener más información aquí.

lainformacion.com

viernes, 22/08/14 - 16: 06 h

disturbios, conflictos y guerra

Hamás, ¿terroristas o políticos?

María Torrens Tillack

viernes, 14/12/12 - 06:00

[ ]
  • Países como Noruega prefieren mantener la puerta abierta al diálogo con unos islamistas que no solo se definen por la lucha armada.
Hamás prohíbe los móviles e internet israelí en Gaza para evitar pornografía

Terrorismo= “dominación por el terror; sucesión de actos de violencia ejecutados para infundir terror”. Es la definición de la Real Academia de la Lengua Española. Pero ni la definición de diccionarios tan respetados como éste, ayudan a los líderes mundiales a ponerse de acuerdo sobre lo que hace Hamás.

25 años tras su creación el 14 de diciembre de 1987 durante la lucha contra la ocupación israelí en la Primera Intifada, Hamás gobierna la franja de Gaza. Lleva más de cinco años dirigiendo la franja tras un golpe para deshacerse de Fatah, la formación política de Mahmud Abás. El tiempo ha demostrado que Hamás tiene muchas facetas, además de la violencia, un factor innegable. Pero es un movimiento más complejo que eso.

Estados Unidos, Israel, Japón, Canadá y Australia lo incluyen en sus listas de grupos terroristas. La Unión Europea hizo lo propio en septiembre de 2003, en el segundo aniversario del 11S. Pero ya entonces hubo voces discrepantes que pedían la distinción de distintas facciones dentro de Hamás. De hecho, desde diciembre de 2001 la facción Hamas-Izz al-Din al-Qassem ya se había clasificado como grupo terrorista.

“No se entiende Hamás si no es en sus distintas dimensiones: una es la parte armada, por la que es considerada organización terrorista [por esos países]. Otra parte es social y asistencial”, indica Haizam Amirah-Fernández, investigador principal para el Mediterráneo y Mundo Árabe del Real Instituto Elcano.

Un cóctel de políticas sociales y violencia

Sus programas sociales incluyen bancos de alimentos, escuelas y clínicas, ejemplifica el think tank estadounidense Council of Foreign Relations (CFR). Se estima que el Gobierno de Gaza destina gran parte de sus presupuestos anuales de 70 millones de dólares a estos servicios sociales. El centro de investigación también rechaza una visión única sobre Hamás, aunque no rechaza su condición terrorista.

El CFR define a Hamás como un “grupo islamista suní violentamente opuesto al Estado de Israel”. Al mismo tiempo reconoce que se trata de “el mayor y más influente movimiento militante palestino”.

Para Amirah-Fernández, la clave está en el acrónimo de ‘Hamás’: movimiento de resistencia islámica. Indica la “dimensión de resistencia a una ocupación” de este polémico movimiento. Por ello, no son pocos los que la consideran legítima defensa, al igual que otros ven claras acciones terroristas en su lanzamiento de misiles contra Israel.

Para el Gobierno de Benjamin Netanyahu no existen matices: Hamás es un grupo terrorista que pone en peligro a los ciudadanos civiles de Gaza con su actitud bélica, tal como indicó el portavoz de la Embajada israelí a lainformacion.com durante la reciente operación ‘Pilar Defensivo’.

“La realidad es que sigue habiendo una ocupación, con un bloqueo férreo y un castigo sobre la población civil”

“Una cuestión paradójica es que en los últimos tiempos el Gobierno de Netanyahu ha estado más dispuesto a negociar con el Gobierno de Hamás que con la Autoridad Nacional Palestina de Mahmud Abás, su supuesto socio para [los diálogos de] paz”, indica el experto español, al tiempo que recuerda un ejemplo reciente: la entrega del secuestrado soldado israelí Shalit a cambio de cientos de presos palestinos.

“La realidad es que sigue habiendo una condición de ocupación, con un bloqueo férreo y un castigo sobre la población civil”, resalta. Al mismo tiempo, recuerda que Hamás “ha recibido críticas del exterior y de los propios palestinos”.

Mientras, Amirah-Fernández cree que los líderes europeos deberían plantearse si su posición frente a Hamás es correcta:

“En ausencia de vías de negociación con un gobierno israelí con posiciones contrarias a un proceso de paz viable -véanse los asentamientos y bloqueos-, la Unión Europea se tiene que preguntar si cree que es aceptable que no haya un coste para quien no está actuando en la vía de una solución negociada”.

Noruega sí dialoga con Hamás

Este experto señala que de todas formas, la Unión acepta indirectamente el papel político de Hamás al no denunciar conversaciones de este grupo con países aliados de ambos, como Turquía. También está Noruega, que se ha desmarcado parcialmente de la UE.

“Noruega cree que es profundamente deplorable el empleo de la violencia de Hamás (…). Sin embargo, Noruega opina que el diálogo es esencial para influir sobre Hamás para moverse en la dirección política correcta”, aclara el Ministerio de Asuntos Exteriores de este país nórdico en su web. “Por ello, mantendremos contactos apropiados a nivel de funcionarios sénior”.

"La UE se tiene que preguntar si es aceptable que no haya un coste para quien no actúa en la vía de una solución negociada”

Amirah-Fernández considera que la reciente votación masiva a favor de Palestina como “Estado observador no miembro” de la ONU, es la prueba de un “hartazgo frente al Gobierno de Israel, que con el pretexto de la seguridad ha empleado políticas que en muchas partes del mundo no se entienden”.

Los dos bandos palestinos inician acercamientos

El problema añadido para las negociaciones del conflicto israelo-palestino, es que Hamás no está por la labor de la solución de los dos Estados, por la que últimamente abogan tanto la Autoridad Nacional Palestina de Mahmud Abás como Netanyahu y la comunidad internacional, aunque los matices sigan haciendo su relación igual de irreconciliable.

Ahora ambos bandos palestinos comienzan a dar pasos de reconciliación tras los últimos ataques de Israel sobre Gaza. Si llega a buen puerto este acercamiento, Israel ya no tendría el argumento del supuesto descontrol de Abás sobre su propio pueblo, que esgrime el Gobierno conservador.

Con todo, las siempre potenciales y a la vez imposibles negociaciones de paz no serán más fáciles, sino que se pueden complicar si la ANP pretende incluir en ellas a un grupo considerado oficialmente terrorista por Israel y gran parte de la comunidad internacional.

María Torrens Tillack

Responsable de la sección Mundo

Hamás asesina a 18 palestinos en Gaza acusándolos de colaborar con Israel

Hamás asesina a 18 palestinos en Gaza acusándolos de colaborar con Israel

Hace 6 minutos |

Fueron acusados de dar información sobre la ubicación de los túneles y bombas trampa para los tanques. El delito de colaboracionismo con Israel está contemplado en la

Rescates, extorsión, petróleo..., estas son las vías de financiación del EI

Rescates, extorsión, petróleo..., estas son las vías de financiación del EI

Hace 26 minutos |

Los yihadistas tienen capacidad para producir el petróleo equivalente a tres millones de dólares diarios. Los donantes árabes privados proporcionan grandes cantidades de dinero a los terroristas.

Destacamos

Lo más visto en Mundo

Secciones

Sobre nosotros

Siguenos también en: Facebook Twitter Flickr Google News YouTube

iplabel