ÚLTIMA HORA La juez procesa al PP por destruir los ordenadores de Bárcenas

La crisis ya afecta al comercio entre Portugal y España

  • Lisboa, 11 feb (EFE).- El comercio bilateral entre Portugal y España se resintió en el 2012 debido a la crisis que viven ambos países, en contraste con 2010 y 2011, cuando las dificultades económicas no habían llegado a afectar las relaciones entre ambos.

La crisis en España y Portugal dirige a la lusa Galp hacia Brasil y Angola

La crisis en España y Portugal dirige a la lusa Galp hacia Brasil y Angola

Lisboa, 11 feb (EFE).- El comercio bilateral entre Portugal y España se resintió en el 2012 debido a la crisis que viven ambos países, en contraste con 2010 y 2011, cuando las dificultades económicas no habían llegado a afectar las relaciones entre ambos.

Así se desprende de las cifras publicadas hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE) luso, que pese a todo revelan que España sigue como principal socio comercial.

Las exportaciones de bienes de Portugal -no están incluidos los servicios- al país vecino se contrajeron un 4,5 % en 2012, hasta los 10.194 millones de euros.

Aun así, la venta de productos lusos a España representó el pasado año el 22,5 por ciento de todas sus exportaciones y supone casi una tercera parte de las dirigidas a la Unión Europea.

España continúa siendo de esta forma el principal mercado para los bienes portugueses, muy por delante de Alemania y Francia.

Las importaciones lusas de productos españoles todavía se redujeron en mayor medida, un 7 %, hasta suponer un gasto de 17.790 millones de euros.

De esta forma, las compras de Portugal a España suponen un 30 % del total de sus importaciones, una cifra que incluso sobrepasa el valor de los productos lusos vendidos a todos los países extra-comunitarios juntos.

El comercio bilateral entre ambos países rompió así en 2012 una tendencia al alza de los últimos años que ni siquiera se había visto alterada durante 2010 y 2011, con la crisis económica ya presente en toda Europa.

El déficit comercial de Portugal respecto a España (es decir, la diferencia entre lo que vende y lo compra) se redujo así en un 10 % el pasado ejercicio, hasta los 7.596 millones de euros.

Aumentar exportaciones y reducir importaciones son dos objetivos prioritarios del actual Gobierno luso, que ha promovido el consumo de productos nacionales y que busca aumentar las ventas especialmente a países extra-comunitarios emergente como Angola o Brasil.

Las exportaciones a Angola crecieron un 21,3 %, hasta sumar casi 3.000 millones de euros, mientras que las ventas a Brasil aumentaron un 5,2 por ciento, hasta los 680 millones de euros.

También aumentaron con fuerza sus exportaciones hacia EEUU (+14,2 %) y China (+5,9 %), donde alcanzaron un valor de 1.800 y 780 millones de euros, respectivamente.