ESPECIAL RESULTADOS ELECCIONES 26j Pinche aquí y vea los datos del escrutinio

Liberbank propone reducciones salariales hasta 2015 para evitar despidos

  • El Grupo Liberbank ha propuesto a los sindicatos representados en su comité de empresa una serie de medidas temporales para evitar que se produzcan despidos, entre ellas recortes salariales y suspensiones temporales de contratos de hasta un año para "un máximo del 60 % de la plantilla".

Madrid, 4 dic.- El Grupo Liberbank ha propuesto a los sindicatos representados en su comité de empresa una serie de medidas temporales para evitar que se produzcan despidos, entre ellas recortes salariales y suspensiones temporales de contratos de hasta un año para "un máximo del 60 % de la plantilla".

Según fuentes cercanas a la entidad consultadas hoy por EFE, las medidas fueron propuestas en la primera mesa negociadora que tuvo lugar hace dos meses.

De momento, la entidad está a la espera de que se conozca el veredicto de la Comisión Europea sobre el plan de negocio de la banca no nacionalizada que necesitará ayuda pública, entidades como Caja3, Ceiss, Liberbank y BNM, que está previsto para el 20 de diciembre.

Volviendo a las propuestas de la entidad, las suspensiones de contratos serían de hasta un año y afectarían al 60 % de la plantilla como máximo, entre el 1 de enero de 2013 y el 21 de diciembre de 2015, explicaron las fuentes consultadas.

También se aplicarían reducciones de la jornada laboral para todos los empleados que no ocupen puestos directivos, en este caso desde el próximo 1 de enero hasta el 31 de diciembre de 2016, que pasarían por suprimir las tardes y recortar la jornada en media hora diaria.

Asimismo, se contemplan reducciones salariales durante cuatro años, que irían desde el 7 % para la plantilla hasta el 18,5 % para los puestos directivos, en ambos casos referidas al salario fijo.

Respecto a las declaraciones de ayer en Bruselas del ministro de Economía, Luis de Guindos, que cifró en 1.500 millones de euros las necesidades de capital de la banca no nacionalizada, las fuentes aseguraron que "no les cuadran esas cifras", que consideran "muy bajas".

Y es que, según indicaron las fuentes, las últimas auditorías realizadas a estas empresas arrojaban unas necesidades de capital de en torno a 2.000 millones de euros para CEISS y de algo menos de 1.200 millones para Liberbank, por lo que 1.500 millones para las cuatro "es muy poco".