AVISO: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración de su navegador u obtener más información aquí.

Martes, 09/02/16 - 21:40 h

Mundo

La mujer condenada por conducir sobre la acera para adelantar a un autobús escolar ya se pasea con el cartel de ‘idiota’

Roberto Arnaz

Miércoles, 14 de noviembre del 2012 - 14:11

[ 0 ]
  • Durante una hora permaneció de pie, cabizbaja, aguantando estoicamente las risotadas de los transeúntes y las preguntas de los periodistas. Hoy repetirá en el mismo lugar.

  • Además de llevar el letrero en el que reconoce que es una ‘idiota’, la mujer deberá pagar una multa de 250 dólares y perderá el carné de conducir durante un mes.

  • ‘Idiota’ por orden judicial
    ‘Idiota’ por orden judicial
    “Solo un idiota conduce sobre la acera para adelantar a un autobús escolar”. Eso es lo que dice el cartel que Shena Hardin, de 32 años, ha lucido esta semana en las calles de Cleveland (EEUU) por orden judicial. Hardin tenía la fea costumbre de subirse cada mañana a la acera con su jeep mientras se dirigía al trabajo para no tener que esperar unos minutos hasta que un autobús escolar terminase de cargar y descargar colegiales. Foto: captura YouTube

    Ver imagen en tamaño completo

  • Ropa interior Rosa
    Ropa interior Rosa
    Joe Arpaio, el ‘Sheriff más duro de EEUU’, no se anda con tonterías. Desde 22 de julio de 2011, mantiene a unos 1400 detenidos –la mayoría inmigrantes ilegales de origen hispano– en una improvisada prisión montada con carpas en pleno desierto. Los detenidos de su feudo carcelario en Tent City, además de otras humillaciones, son obligados a vestir ropa interior rosa. Desde el año pasado, Arpaio comercializa prendas íntimas de ese color con la inscripción en español “¡Vamos José!”. Foto: Maricopa County Sheriff

    Ver imagen en tamaño completo

  • El cono de la vergüenza
    El cono de la vergüenza
    Laurie Bailey-Cutkomp, una profesora de Florida de 47 años, fue despedida de manera fulminante el pasado mes de mayo después de que castigase a una de sus alumnas a llevar un cono, como el que se usa para proteger a perros y gatos cuando tienen heridas en el cuello, “por portarse mal en clase”. Foto: Pasco County

    Ver imagen en tamaño completo

  • “Soy borracho y un asesino”
    “Soy borracho y un asesino”
    Un juez de Texas sentenció el pasado mes de abril a un conductor a llevar puesto durante cuatro sábados consecutivos un cartel en el que admite su culpa en un accidente que le costó la vida a una persona. Michael Giacona, de 38 años, conducía bajo los efectos del alcohol cuando mató a Aaron Pennywell, de 20 años. Además, el condenado deberá mantener colgada una imagen del accidente en el salón de su casa como parte castigo. Foto: ABC News

    Ver imagen en tamaño completo

  • Recoger estiércol
    Recoger estiércol
    El juez texano Ted Poe condena a los culpables de delitos menores a recoger estiércol para humillarles. Foto: cacklehouse.blogspot.com

    Ver imagen en tamaño completo

  • Madre e hija, robando a niños
    Madre e hija, robando a niños
    Evelyn Border y su hija de 35 años de edad, Tina Griekspoor, fueron sorprendidas robándole una tarjeta de regalo a una niña dentro de una tienda Wal-Mart. En noviembre de 2009, el fiscal del condado de Bedford solicitó que, en lugar de ir a la cárcel, se sentasen frente al juzgado sosteniendo carteles que decían: “¡Le robé a una niña de 9 años en su cumpleaños! ¡No robe o esto le podría suceder a usted!” Foto: Captura YouTube

    Ver imagen en tamaño completo

  • Cortarle la coleta a su propia hija
    Cortarle la coleta a su propia hija
    Valerie Brun, madre de una niña de 13 años de edad de Utah, se vio obligada a cortarle la coleta a su propia hija en la misma sala de juicios como castigo, después de que la menor y otra chica usasen unas tijeras para cortarle el pelo a una niña de tres años que habían conocido en un restaurante McDonald's. Foto: ABC News

    Ver imagen en tamaño completo

  • Dormir en la caseta del perro
    Dormir en la caseta del perro
    En 2003, Curtis Lee Robin se declaró culpable de haber golpeado a su hijastro, de 11 años, con la antena del coche y de obligarle a dormir una noche en la caseta del perro. Para dar ejemplo y asegurarse de que Curtis aprendía la lección, un juez de Texas le obligó a cambiar su cómoda cama por el frío suelo de la caseta del perro durante 30 largas noches. Foto: lainformacion.com

    Ver imagen en tamaño completo

  • Seis años llevando un cartel humillante
    Seis años llevando un cartel humillante
    Daniel y Eloise Mireles fueron condenados en 2010 por robar más de 250.000 dólares de los fondos para las víctimas de delitos en el condado de Harris, Texas. Además de la restitución monetaria y pasar tiempo tras las rejas, la pareja de Houston fue condenada a pararse durante seis años por delante de un centro comercial los fines de semana  con un cartel que dice: "Soy un ladrón". Foto: Captura YouTube

    Ver imagen en tamaño completo

  • De paseo con un burro por una ‘burrada’
    De paseo con un burro por una ‘burrada’
    Jessica Lange y Brian Patrick admitieron haber desfigurado la imagen en la iglesia de San Antonio durante la Nochebuena de 2002. Como castigo,  un juez de Ohio les condenó a pasearse por las calles de Fairport Harbor con un cartel que decía: “Perdón por la burrada”. Foto: Getty Images

    Ver imagen en tamaño completo

Ayer, Shena Hardin acudió puntual a su cita, no le quedaba más remedio. A las 7.45 horas de la mañana se bajó del asiento del copiloto de un todoterreno y cogió una enorme pancarta blanca con la leyenda “Solo un idiota conduce sobre la acera para adelantar a un autobús escolar”.

Durante una hora permaneció de pie, cabizbaja y avergonzada, aguantando estoicamente las críticas de los transeúntes y las preguntas de los periodistas que se acercaron a dar testimonio de este insólito, humillante y ejemplar castigo ordenado la semana pasada por un juez de Cleveland (EEUU).

Hardin, de 32 años, había sido detenida el pasado 11 de septiembre después de que el conductor de un transporte escolar la grabase en varias ocasiones conduciendo por la acera con su jeep para no tener que esperar a que el autobús terminase de cargar y descargar niños. Pese al atestado policial y a las imágenes, en primera instancia la mujer se declaró “no culpable” de la infracción.

Sin embargo, en su segunda visita al juzgado, el juez decidió condenarla a pasearse dos días consecutivos por la zona donde cometió la infracción portando el controvertido letrero en el que reconoce que es una ‘idiota’ por no respetar la preferencia que tienen los transportes escolares. Además, le ha impuesto una multa de 250 dólares y le ha retirado el carné de conducir durante 30 días.

Únete a nuestros seguidores

Recibe nuestro boletín

Suscríbete al boletín de la información

La mejor información a diario en tu correo.

Lo más visto

Secciones

Sobre nosotros

Siguenos también en: Facebook Twitter