AVISO: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración de su navegador u obtener más información aquí.

lainformacion.com

martes, 21/10/14 - 19: 32 h

Mundo

Sprichst du Deutsch? ¿Hablas alemán?

María Torrens Tillack

sábado, 05/03/11 - 06:30

[ ]

Con la oferta de trabajo para españoles en Alemania que realizó el Ejecutivo de Angela Merkel hace unas semanas, cada vez son más los que se animan a aprender la lengua de Goethe y ampliar sus oportunidades laborales. Si eres uno de ellos, aquí tienes diez trucos para hacer frente a los obstáculos de este idioma.

Merkel ofrece trabajo a los españoles  -Foto: iStockPhoto
  1. El verbo tal cual es también la conjugación del “usted” y del “ellos”. No te hace falta ni conjugar para preguntar “ellos pueden hacerlo” o “usted puede hacerlo”. En ambos casos, basta con que aprendas el infinitivo del verbo “können” (=poder) para los dos casos. Eso sí, solo te servirá con los verbos regulares, pero son la mayoría, claro.
  2. Números al revés. En las decenas, di siempre la cifra de atrás primero y pon un “y” alemán (= “und”) entremedias. Por ejemplo, 20= zwanzig, 3= drei; 23= dreiundzwanzig.
  3. Palabras compuestas eternas. Pueden ser desesperantes a la hora de pronunciarlas, pero también te servirán de gran ayuda y conviene que te acostumbres a ellas porque son el pan de cada día en los países donde se habla alemán. Por ejemplo, “Windenergie” es “Wind” (=viento) + “Energie” (=energía), es decir: energía eólica. O “Grundsprachkurs” es “Grund” (=base) + “Sprache” (=idioma) + “Kurs” (curso), es decir: curso de idioma básico.
  4. El inglés es tu amigo. El alemán pertenece a los idiomas indoeuropeos y tiene varias palabras de raíz anglosajona: “Ball” (/bal/) es “ball” en inglés (=pelota), “neu” (/noi/) es “new” (=nuevo), “Milch” es “milk” (=leche) o “Haus” es “house” (=casa). Lo comprobarás si entras en el diario más leído de Alemania, el populista ‘Bild’. En el lenguaje coloquial y también en el periodístico de revistas o publicaciones más ligeras, es muy habitual recurrir a palabras inglesas.

    Bild titula un reportaje sobre “las fiestas de despedida más chulas de la temporada de esquí” con “Party” para decir “fiesta” y “cool” para decir “chula”. Pero también habla de asuntos políticos con esos coloquialismos. Por ejemplo, explica que “Merkel cree en la vuelta de zu Guttenberg” después de la reciente dimisión del ministro de Defensa por un escándalo de plagio titulando con “Comeback” para referirse a su “vuelta”
  5. Declina con estilo. El acusativo y el dativo traen por la calle de la amargura a más de un alumno de alemán, incluso a los propios alemanes, acostumbrados a los dialectos regionales que a veces tampoco declinan correctamente.

    Tres consejos prácticos:

    - Si la frase solo tiene un complemento, en el 90 por ciento de los casos será acusativo (complemento directo). Es decir tendrás que terminar el artículo en “den” si es masculino o dejarlo en “das” (neutro) o “die” (femenino).

    - Si la frase tiene dos complementos, el lugar será dativo (con “m” si el artículo del sustantivo es “der” o “r” si el artículo es die) y la persona acusativo. “Ich werde sie vom Flughafen abholen” (=La recogeré del aeropuerto).

    - Apréndete la lista de preposiciones que siempre funcionan con acusativo o dativo (complemento indirecto).
  6. Intercambia el idioma y conoce a gente nueva. Existen foros en internet como ExpatBlog donde puedes encontrar a españoles en Alemania o alemanes en España y pedirles consejo o chatear. Incluso puedes aprovechar esa plataforma para proponer a alguien un intercambio de idiomas.

    Es muy sencillo, quedáis a tomar un café una vez a la semana y habláis media hora en alemán y otra media en español. Con este sencillo trueque ambas partes salen beneficiadas sin gastar más que lo que cueste el café. Y de paso conoces la cultura germana y a lo mejor ganas un amig@ o algo más.
  7. Empápate de clases gratuitas. El intercambio de idiomas desde luego te puede servir como una suerte de clase de alemán. Pero no es el único recurso gratuito del que dispones. La Embajada Alemana en España, indica una lista de instituciones y fundaciones donde puedes encontrar a germanoparlantes y asistir a eventos gratuitos, especialmente en Madrid.

    Además, tienes medios online como el diccionario alemán-español que ofrece una de las editoriales educativas de más prestigio: Pons. O webs como Curso de Alemán que te ofrecen pequeñas lecciones gramaticales, entre otras.
  8. “Eu” es “oi”. Aunque la pronunciación de las palabras alemanas es muy similar a la forma en la que están escritas (una vez que aprendes cómo decir algunas letras que se dicen de otro modo: “ä” es “e”, “j” es “y/ll”, “z” es “ts” o “d” es casi una “t”), existen algunas letras que juntas forman un sonido distinto al que tú lees. Basta con que memorices unas pocas:

    -“eu”= “oi”; por ejemplo: “neu” (=nuevo) se pronuncia “noi”

    - “ei” = “ai”; por ejemplo: “Brei” (=puré) se pronuncia “brai”

    - “ie”= “i” larga; por ejemplo: “die” (=la) se pronuncia “di” casi “ti”

    - “sch” = “sh” en inglés, como los anuncios de un conocido refresco o como cuando haces callar a alguien; por ejemplo: “Schnee” (=nieve) se pronuncia “schne” con una “e” larga.
  9. Transforma “-ción” en “tsion” y ya sabes más alemán. Numerosas palabras que en castellano acaban en “-ción” son prácticamente iguales en alemán; sólo necesitas sustituir el sufijo por “-tsion” con una o larga (como si hubiera dos “o”) y ya lo tienes. Y si así no te entienden, prueba con la terminación “-ung”.

    Por ejemplo: posición = Position, comunicación= Kommunikation, condición= Kondition, opción= Option, acción= Aktion, redacción= Redaktion (prensa), concentración= Konzentration, clasificación= Klassifikation (biología) o Klassifizierung (deportes). Aquí tienes más ejemplos.

    Pero ojo, no siempre vale: transición= Wechsel, Übergang ; participación= Teilnahme; elección= Wahl.
  10. Sabes más alemán de lo que crees. ¿O es que nunca has comprado un huevo "Kinder" (=niños), has dicho “Sitz!” (=¡Siéntate!) a tu perro o has leído que un asunto es el “leitmotiv” de una obra? Aquí tienes algunas palabras más que seguro que ya te suenan, aunque creas que no sabes alemán. Ánimo. Tú puedes.

María Torrens Tillack

Responsable de la sección Mundo

Un ginecólogo congolés que ayuda a mujeres violadas gana el premio Sájarov

Un ginecólogo congolés que ayuda a mujeres violadas gana el premio Sájarov

Hace 14 minutos |

Schulz ha querido dejar claro que el galardón a Mukwege no debe entenderse como un voto contra el Euromaidán. El premio Sajarov, dotado con 50.000 euros.

Ucrania pide a la CE un préstamo de 2.000 millones para pagar el gas ruso

Ucrania pide a la CE un préstamo de 2.000 millones para pagar el gas ruso

Hace 0 minutos |

El portavoz explicó que la petición será ahora evaluada junto al Fondo Monetario Internacional (FMI) y las autoridades ucranianas.

Destacamos

Suscríbete al boletín de la información

La mejor información a diario en tu correo.

Lo más visto en Mundo

Secciones

Sobre nosotros

Siguenos también en: Facebook Twitter Flickr Google News YouTube

iplabel