AVISO: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración de su navegador u obtener más información aquí.

Sábado, 04/07/15 - 05:23 h

UGT denuncia ante la Inspección de Trabajo la agresión a una trabajadora del Centro Zambrana, en Valladolid

EUROPA PRESS

Miércoles, 02 de enero del 2013 - 17:19

Lee el artículo completo en: 20 Minutos - Valladolid

[ 0 ]
EUROPA PRESS El sindicato UGT ha presentado una denuncia ante la Inspección de Trabajo de Valladolid para que se investiguen las causas de la agresión sufrida el pasado 27 de diciembre por una educadora que trabaja en el Centro de Menores Zambrana de la capital vallisoletana. El sindicato UGT ha presentado una denuncia ante la Inspección de Trabajo de Valladolid para que se investiguen las causas de la agresión sufrida el pasado 27 de diciembre por una educadora que trabaja en el Centro de Menores Zambrana de la capital vallisoletana. Según han señalado fuentes sindicales en un comunicado recogido por Europa Press, los delegados de Prevención del Centro desconocen "por completo" lo ocurrido de forma directa ya que, ni la empresa mediante la cual está contratada la trabajadora, Fundación Grupo Norte, ni la Dirección del Centro, han comunicado la noticia de la agresión. De hecho, han considerado que se trata de un incumplimiento "flagrante" de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales que, a juicio del sindicato, "obliga a informar en el momento mismo del conocimiento de la existencia de un accidente laboral". Por este motivo y por las "numerosas deficiencias de seguridad que han permitido la agresión y su prolongación", se ha presentado la denuncia ante la Inspección de Trabajo. El suceso se produjo el pasado jueves, 27 de diciembre, en el turno de tarde, y, en opinión del sindicato, "pudo resultar mucho más grave de no ser porque otro educador y personal de seguridad del centro pasaron por el lugar donde se ocurrió la agresión" cuando acompañaban a otro interno. Todo ello aconteció en una unidad de convivencia en la que en ese momento no existía la presencia de más personas que la educadora y un interno, durante al menos una hora, por lo que se desconoce el tiempo exacto que duró la agresión, y en una habitación que no se podía abrir desde dentro, en un área en el que no existen cámaras que controlen el acceso a esas habitaciones. Además, han aseverado que fallaron también "sistemas complementarios de seguridad tales como un botón antipánico de aviso, y un interfono de comunicación interna en la habitación". De la misma manera, no había personal de seguridad en ese piso, algo que han relacionado con el hecho de que el número de vigilantes haya sido recortado en los últimos meses "por la empresa Prosintel". "Tras cinco días de tensa espera en los que tanto los trabajadores como sus representantes legales han esperado a que se aclarara en alguna medida las circunstancias concretas en que se produjo la grave agresión, no se ha recibido noticia alguna ni desde la Dirección de la empresa ni de la Dirección del Centro", han añadido las mismas fuente. Por ello, este miércoles, los trabajadores y trabajadoras se han dado cita en las puertas del Centro de Menores Zambrana, para expresar su apoyo a la compañera agredida y mostrar un "absoluto rechazo e indignación" ante este lamentable suceso. También han exigido que no se vuelva a producir esta situación y se adopten medidas que garanticen que ningún profesional permanezca sólo en las dependencias del Centro durante la intervención objeto de su trabajo con la presencia de uno o varios internos, que se asegure de forma inmediata el funcionamiento de los medios complementarios previstos para la vigilancia o aviso en caso de conflictos de importancia, que se realice una reevaluación de las condiciones de seguridad del Centro de Menores, la eliminación de la reducción de horas de intervención socio educativa, "consecuencia de los últimos recortes", que, según el sindicato "ha propiciado situaciones que antes no se existían, en las que durante el día hay educadores que se quedan a cargo de las unidades, solos". UGT entiende que la Administración demuestra "una clara intención de evitar que la grave problemática de inseguridad y recortes, en la que está inmerso el Centro Zambrana, trascienda a la luz pública por lo que exige que, públicamente, se depuren responsabilidades así como un replanteamiento de las condiciones profesionales laborales y de seguridad". De la misma forma, el Sindicato ha exigido que la empresa Fundación Grupo Norte "no emprenda una caza de brujas contra los trabajadores que libremente quieren denunciar estas situaciones de injusticia, social y laboral, demandando la existencia de un clima profesional, laboral y de convivencia adecuado".

Suscríbete al boletín de la información

La mejor información a diario en tu correo.

Lo más visto

Secciones

Sobre nosotros

Siguenos también en: Facebook Twitter