AVISO: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración de su navegador u obtener más información aquí.

lainformacion.com

sábado, 27/12/14 - 09: 06 h

policía y justicia

Obama consuela a Newtown y promete actuar contra la violencia

lainformacion.com

lunes, 17/12/12 - 11:32

[ ]
Obama consuela a Newtown y promete actuar contra la violencia

NEWTOWN, EEUU (Reuters) - El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pidió el domingo cambios en la forma en que el país lidia con la violencia armada, aunque evitó el uso de la palabra "arma" al consolar a una ciudad de Connecticut asolada por la masacre de 20 niños.

Obama dijo que el mundo juzgará a la nación por la manera como cuida a sus niños, y que la masacre del viernes dejó ese juicio deficiente.

"¿Podemos decir que realmente estamos haciendo lo suficiente para dar a todos los niños de este país la oportunidad de vivir la vida en felicidad y con propósito? He estado reflexionando sobre esto en los últimos días. Y si somos honestos con nosotros mismos, la respuesta es no", dijo Obama a un auditorio repleto en la escuela Newtown High al final de un sombrío servicio que congregó a distintas religiones.

"No estamos haciendo lo suficiente y vamos a tener que cambiar", agregó.

La emotiva vigilia de oración coronó un día en que los creyentes buscaron consuelo en las iglesias para llorar a las víctimas de la Escuela Primaria Sandy Hook en Newtown, donde un hombre armado usó un rifle de asalto de tipo militar para matar a seis adultos y 20 niños de primaria antes de suicidarse.

Una imagen más detallada del ataque de Adam Lanza surgió el domingo. La policía dijo que estaba armado con cientos de balas en cargadores de alta capacidad de cerca de 30 municiones cada uno para el rifle Bushmaster AR 15 y dos pistolas que ingresó a la escuela.

El tenía una cuarta arma, una escopeta, en su coche fuera.

Todos los niños muertos tenían entre 6 ó 7 años, lo que añade emotividad al reavivado debate sobre si unas leyes sobre control de armas más estrictas podrían evitar futuros tiroteos en Estados Unidos.

Obama hizo notar que esta es la cuarta vez en su presidencia en que ha tenido que consolar a una comunidad después de un ataque, tras el tiroteo en Tucson, Arizona, en enero del 2011, en Aurora, Colorado en julio, y en Oak Creek, Wisconsin, en agosto.

"Aquí en Newtown, vengo a ofrecer el amor y las oraciones de la nación", dijo Obama. "Soy muy consciente de que las meras palabras no pueden igualar la profundidad de vuestro dolor, ni pueden curar sus corazones heridos", agregó.

Obama, quien el viernes se secó las lágrimas cuando se dirigió a la nación después de los asesinatos, mencionó sombríamente los nombres de los 20 niños. La gente en la audiencia gimió y lloró al oír los nombres.

Él dijo que convocará a una reunión de miembros de las agencias del orden, padres, educadores y otros en un esfuerzo por prevenir futuras tragedias, pero no llamó específicamente a establecer leyes más estrictas para el control de armas, consciente del acalorado debate por delante sobre el tema.

IMAGEN DEL CRIMEN

Mientras los habitantes de la ciudad expresaban su pesar, los investigadores examinaban las pruebas forenses y recorrían la escena del crimen, en un proceso que se extenderá por semanas. Muchos testigos más deben ser entrevistados, posiblemente incluyendo a los niños que sobrevivieron al ataque, dijo el teniente de la policía estatal Paul Vance.

El Gobernador de Connecticut, Dannel Malloy, dijo que el atacante abrió a tiros una puerta de la escuela "usando varias municiones" antes de empezar a matar a los adultos y niños en el interior, y luego se suicidó cuando la policía lo acorraló.

"El abrió fuego para hacer una apertura y entonces entró, fue a la primera aula (...) fue a la segunda aula. Suponemos que fue durante el episodio en la segunda aula que escuchó la llegada del personal de emergencias, y al parecer frente a eso, decidió quitarse la vida", dijo Malloy en el programa de ABC "This Week".

"Este hombre enfermo, sabes, claramente enfermo mental, mató a su madre, procedió a ir y matar a un gran número de personas", agregó Malloy.

CEREMONIA ATRAE A DOLIENTES

La gente del pueblo y los visitantes buscaron consuelo en la iglesia el domingo. En la iglesia católica de Saint Rose de Lima, la misa de primera hora de la mañana estaba abarrotada.

Los anuncios del sacerdote al finalizar la celebración incluyeron la decisión de que el ensayo de la obra de Navidad se celebraría según lo previsto, pero sin Olivia Engel, de seis años, que murió el viernes antes de poder interpretar a un ángel en la función.

Altares improvisados aparecieron en la acomodada comunidad de 27.000 habitantes, situada a unos 130 kilómetros de Nueva York. El mayor, adornado con flores y osos de peluche, se ubicaba en el extremo de Dickenson Drive donde se ubica la primaria Sandy Hook.

Mientras los niños caminaban por la calle bajo la lluvia, llevando juguetes y carteles, un hombre se sentó sobre su auto aparcado y tocaba una melodía triste con un violín.

"Es un momento para unirnos", dijo Carina Bandhaver, de 43 años que vive en la cercana Southbury.

Los niños que sobrevivieron a la matanza no tienen que regresar al recinto escolar atacado cuando se reanuden las clases y en su lugar usarán una escuela en una población cercana a unos 11 kilómetros, según funcionarios. Las clases en otros puntos se reanudarán el martes, excepto en Sandy Hook.

/Por Jeff Mason y Emily Flitter/

(Reuters)

Destacamos

Suscríbete al boletín de la información

La mejor información a diario en tu correo.

Lo más visto en España

Secciones

Sobre nosotros

Siguenos también en: Facebook Twitter Flickr Google News YouTube

iplabel