AVISO: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración de su navegador u obtener más información aquí.

viernes, 22/08/14 - 18: 31 h

ayuda internacional

La ONU reconoce que el ascenso del sur hace posible construir un mundo mejor

lainformacion.com

jueves, 11/04/13 - 17:22

[ ]

Madrid, 11 abr (EFE).- La secretaria general adjunta de Naciones Unidas y administradora asociada del Programa de Desarrollo de la ONU (PNUD), Rebeca Grynspan, se ha congratulado de la evolución de los países del sur y ha reconocido que su ascenso no supone una amenaza, sino la posibilidad de construir un mundo mejor.

La ONU reconoce que el ascenso del sur hace posible construir un mundo mejor

Madrid, 11 abr (EFE).- La secretaria general adjunta de Naciones Unidas y administradora asociada del Programa de Desarrollo de la ONU (PNUD), Rebeca Grynspan, se ha congratulado de la evolución de los países del sur y ha reconocido que su ascenso no supone una amenaza, sino la posibilidad de construir un mundo mejor.

Así lo ha señalado durante la presentación hoy en Madrid del Informe sobre Desarrollo Humano 2013 (IDH), titulado "El ascenso del Sur: Progreso humano en un mundo diverso", y en la que también ha intervenido el ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, José Manuel García-Margallo.

"Con el ascenso del sur no hay una amenaza, sino que existe una posibilidad para mejorar el desarrollo humano y el mundo en el que vivimos hoy", ha advertido Grynspan.

El informe se centra este año en el efecto transformador que supone la escalada de los países del sur en el equilibrio de los poderes mundiales y que ha afectado, entre otras cosas, a la reducción masiva de la pobreza y a la expansión de la clase media gracias a importantes avances en el desarrollo de África, Asia y América Latina.

"El mundo está cambiando radicalmente y todos lo sentimos", ha dicho Grynspan, que ha añadido que el crecimiento económico experimentado en los países emergentes ha ido acompañado también de un crecimiento del desarrollo humano.

Y ha comentado que la posibilidad de "llevar hacia delante esa mejora en el mundo" dependerá de cómo se manejen los retos que se tienen por delante.

Según el IDH, ese ascenso del sur "no tiene precedentes en cuanto a velocidad y escala" y subraya que "nunca antes en la historia, las condiciones de vida y las perspectivas de futuro de tantas personas habían cambiado tanto ni tan rápido".

Durante su intervención, Grynspan ha hecho hincapié en que este fenómeno abarca más países que los de medianos ingresos -Brasil, Rusia, India y China- y que alcanzaría a más de 40 países en desarrollo que han efectuado mayores avances en desarrollo humano en las últimas décadas de lo que se había previsto.

Esos logros son atribuibles en gran medida a la inversión sostenida en programas sociales, de educación y de salud y al compromiso abierto "con un mundo cada vez más interconectado".

Además, el IDH constata que este progreso histórico está creando oportunidades para que países en vías de desarrollo y desarrollados colaboren de nuevas maneras con el objetivo de "hacer avanzar el desarrollo humano y enfrentar desafíos compartidos", como el cambio climático.

Grynspan ha subrayado que los países del Sur están extendiendo el comercio, la tecnología y los "lazos" de políticas por todo el norte, mientras que el norte está mirando al sur en busca de nuevas asociaciones que promuevan el crecimiento y el desarrollo globales.

En cuanto a la clasificación del índice de desarrollo humano que mide los logros nacionales en salud, educación e ingresos, Noruega, Australia y Estados Unidos encabezan la lista de 187 países, mientras que en la lado opuesto se sitúan la República Democrática del Congo y Níger.

España ocupa el puesto número 23 en el IDH, que destaca que se han observado "mejoras notorias" de todos los componentes del índice en todos los grupos y regiones, con un mayor progreso en los países con índice bajo y medido.

Por su parte, Margallo se ha congratulado de la realización de este informe anual ya que, a su juicio, da las claves para "pasar de un orden caduco y viejo a uno nuevo" porque este diagnóstico permite "conocer la realidad en la que vivimos y anticipar los cambios".

(Agencia EFE)

Destacamos

Lo más visto

Secciones

Sobre nosotros

Siguenos también en: Facebook Twitter Flickr Google News YouTube

iplabel